🎁Consejos para hacer el regalo perfecto,en cada ocasión 🎁


Regalar es algo más que comprar un simple artículo para cumplir un compromiso 

¿Qué regalar? Tipos de Regalos.

Cómo seleccionar el regalo adecuado.

Hacer un buen regalo es algo más que comprar un simple artículo para quedar bien o cumplir por compromiso.
A la persona que le gusta regalar, le gusta también que le regalen. Por eso una persona detallista pone mucho cuidado y empeño en elegir el mejor regalo para cada ocasión. A pocas personas en el mundo no le gustan los regalos. El regalo es una parte "social" de nuestra vida cotidiana. Los regalos hacen que estrechemos relaciones con los demás. Podemos hacer un regalo a un familiar, a un vecino, a un compañero de trabajo... cualquiera puede ser el destinatario de un regalo.

¿Motivo? No siempre el regalo va asociado a una causa determinada -el regalo espontáneo-, aunque siendo sinceros, la mayoría de los regalos si se hacen por un determinado motivo -un cumpleaños, un aniversario, un favor recibido, una atención prestada, etc.-.

Tipos de regalos

Los regalos generalistas, aquellos que hacemos a personas de las que apenas conocemos sus gustos, pero que tenemos el compromiso de agasajar (un trámite que nos agilizan, un favor que nos hacen, una recomendación, etc.).
Los regalos particulares, son aquellos que hacemos a personas de confianza o a las personas de las que sí conocemos bastante sus gustos, sus hobbies o sus aficiones. En estos casos, buscamos regalos que sabemos a ciencia cierta que van a gustar a su destinatario por ser apropiados para sus gustos.
Los regalos sorpresa o espontáneos. Son aquellos regalos que se realizan sin un motivo aparente pero ayudan a reforzar nuestras relaciones tanto de amistad como de cariño.    Regalar, además de una muestra de buenos modales y cortesía, es una forma de decir a los demás que nos acordamos de ellos o que, simplemente, somos detallistas, generosos y agradecidos.

Una regalo para cada ocasión.

Aunque un regalo se puede hacer sin motivo alguno, para dar una sorpresa a nuestra pareja o a un amigo, generalmente se regala con motivo de alguna ocasión señalada.
Generalmente muchos regalos tienen que ver con las invitaciones, invitación a una boda, a cenar en casa de unos amigos, etc.
A continuación expondremos distintas ocasiones óptimas para hacer un regalo.

Cumpleaños.

La fecha de nacimiento es un referente para celebrar que se cumple un año más de vida, y suele ser motivo de fiesta y alegría (aunque cumplir años, para algunas personas, sea más motivo de tristeza que de alegría). En estas ocasiones hay un amplio abanico de regalos que podemos hacer (salvo que seamos la pareja o gente muy allegada, no se deben hacer regalos demasiado personales). Se pueden regalar libros, discos, material de escritura (un bolígrafo, una pluma, un portaminas, etc.), algún tipo de vino o licor, algún objeto de colección (si sabemos que colecciona algo), algún pequeño electrodoméstico, etc. Es una fecha en la que se admiten muchos tipos distintos de regalo.

Aniversarios.

Marca la fecha de nacimiento de una relación o convivencia. En este caso los regalos suelen estar marcados por los años que se cumplan de convivencia; y a más años, más importancia suele tener la celebración (puede consultar en esta web los tipos de aniversario que hay). Se pueden regalar desde flores, hasta una romántica cena o viaje (eso la pareja o los hijos). Los amigos cercanos suelen regalar algún detalle para la casa, algún tipo de objeto de plata (que puede ir grabado con las fechas señaladas) o algún tipo de libro o material gráfico que pueda tener relación con la fecha que se celebra.

Bodas.

Lo más habitual a lo largo de nuestra vida es acudir a la boda de algún amigo o familiar. Esta invitación conlleva la obligación de realizar un regalo o detalle, tanto si se acude a la ceremonia como sino. En este caso, los regalos suelen ser para la casa, salvo los muy allegados que pueden regalar dinero (nada aconsejable, al menos a nuestro parecer). Actualmente, las listas de boda que los novios ponen en uno o varios establecimientos, nos simplifican la búsqueda del regalo y evitan repeticiones. No obstante sino hay lista de bodas se suelen regalar: cristalerías, cuberterías, vajillas
electrodomésticos, etc.

Nacimientos.

Con motivo del nacimiento de un nuevo miembro de la familia o de algún amigo cercano, se puede optar por enviar a la madre unas flores, unos bombones o algún otro tipo de dulce o simplemente una simple tarjeta de felicitación. Si la visita es personal (mejor hacerla cuando la madre ya se encuentre en casa) se puede optar por llevar alguna prenda para el bebé o algún tipo de obsequio infantil (un sonajero, un sujeta chupetes, etc.).

Bautizos.

Posterior al nacimiento del niño, y dependiendo de las creencias religiosas de cada familia, suele tener lugar la ceremonia del bautizo. Si nos invitan a la misma, debemos tener un detalle con ellos. En este caso se regalan prendas o complementos para el bebé, o algún objeto infantil como sonajeros, una concha de plata para el bautismo, imperdible sujeta chupetes, cucharillas papilleras de plata, una escapulario o medallita de cualquier santo o representación (dependiendo de las creencias que se tengan), etc.

Comuniones.

Seguido en el tiempo, si la familia es religiosa, años después del bautismo vendrá la comunión. En este caso los regalos, aunque se han modernizado, solían estar marcados por este hecho. Se solía regalar una biblia de nácar (o nacarada), un reloj, una medalla o escapulario, etc. Actualmente, el amplio abanico de posibilidades ha dado al traste con este tipo de regalos que se han visto desbancados por las consolas, los videojuegos, ordenadores, etc. También se puede regalar libros, una bicicleta, y cualquier tipo de juguete adecuado a la edad del niño.

Confirmaciones.

Apenas se celebran ya este tipo de ceremonias, y aunque se celebren nunca fueron motivo de regalos o celebración por parte de la familia. Pero si nos vemos en un compromiso de este tipo podemos optar por hacer un regalo similar al de las comuniones (videojuego, videoconsola, libros, un reloj, juguetes, etc.). Solo suele tener un detalle con el confirmado el padrino de bautismo del niño/a.

Navidad.

Podemos decir, sin temor a equivocarnos, que es la época del año en que más regalos se compran, se hacen y se reciben de todo el año. El "virus" consumista que nos invade a todos hace que en esas fechas tengamos múltiples compromisos que cumplir. En este sentido los regalos pueden ser de todo tipo (podríamos decir que son una mezcla de todos los que hemos visto anteriormente). Desde cosas para el hogar, electrodomésticos, juguetes, colonias, ropa, complementos, elementos de escritorio, dulces y bebidas de todo tipo, productos de alimentación (jamones, embutidos, etc.). Podemos decir que casi todo tipo de regalo cabe en estas fechas.

Compromisos.

En este apartado hemos querido englobar todos aquellos detalles u obsequios que se pueden hacer con motivo de la invitación a cenar a una casa, a pasar unos días en una finca o casa de campo, a conocer a la familia de alguien con el que hemos estado haciendo negocios, etc. En este caso será suficiente con llevar un detalle con nosotros: bombones o algún tipo de dulce típico, algún tipo de vino o licor, un ramo de flores (aunque personalmente somos partidarios de enviar un ramo al día siguiente con una nota de agradecimiento), y cualquier pequeño detalle que consideremos pueda agradar a nuestros anfitriones. Si sabemos que tienen niños pequeños, podemos llevarles algún detalle para ellos, cosa que será muy agradecida por sus padres.

Otras ocasiones.

Como fechas para regalar, podemos encontrar otras muchas ocasiones tanto familiares como de otro tipo como podrían ser: Día del Padre, Día de la Madre, etc. así como regalar un juguete o similar al terminar el curso con buenas notas, por haber aprendido a nadar o a andar en bicicleta, etc. El regalo puede ser un buen aliciente para que logremos una determinada meta. También se suele regalar con motivo de favores que nos han hecho, etc. Los motivos como decimos son múltiples y diversos.